• Acerca del país / About the country »
  • El clima en Asunción: No disponible
Martes, 25 de Septiembre de 2018, 04:56 (07:56 GMT)

16 de Mayo, 2013 | Deportes Fútbol

Tite: "Fui muy cínico y falso con Amarilla"

Hoy se tendría que hablar únicamente de la eliminación del vigente campeón de la Libertadores a manos de un equipo de jerarquía copera como Boca Juniors. Pero no, solo se habla del pésimo arbitraje de Carlos Amarilla.

Tite se acercó a "felicitar" a Amarilla y sus asistentes, de pésima labor en Brasil.Foto: Daniel Augusto Jr/Agência Corinthians/Globoesporte.com

En la noche de este miércoles, en un estadio Pacaembú “lotado” como dirían los brasileños al referirse al lleno total, Boca Juniors rememoró sus mejores hazañas coperas y eliminó al mismísimo campeón defensor en su estadio.

Tras el 1-0 en la ida, el 1-1 en la revancha -con golazo de su interminable símbolo Riquelme, incluido- permitió al conjunto argentino eliminar al Corinthians y citarse con Newell’s en los cuartos de final de la Copa Libertadores de América.

Pero hoy no se habla tanto del nuevo golpazo xeneize en territorio brasileño sino que del principal protagonista de esa clasificación. Porque si bien Boca hizo un gol y Corinthians no estuvo a la altura del partido, Carlos Amarilla fue el gran responsable del desenlace.

El árbitro paraguayo, que mismo en nuestro campeonato demostró que ya no está para dirigir al más alto nivel, tuvo un pésimo desempeño, al igual que su asistente Rodney Aquino -hijo del Director de Árbitros de la APF Ubaldo Aquino-, que está siendo promocionado en la terna paraguaya para el Mundial Brasil 2014.

La mano de Marín fue tan evidente que si no la vio Amarilla la tuvo que ver Aquino.Foto: Montaje SporTV/Globoesporte.com

Todo comenzó a los 9’ del primer tiempo, con una evidente mano de Marín dentro del área de Boca que Amarilla no solo no vio sino que acabó sancionando con una mano para el brasileño Emerson, que lo único que hizo fue reclamar la acción. La acción la vieron todos, menos Amarilla, su asistente Aquino y los periodistas de Fox Sports -dueño de los derechos de transmisión de la Copa- que ya nos tienen acostumbrados con su parcialismo, sobre todo cuando juega Boca.

“Él está más nervioso que nosotros. Parece que es él quien está decidiendo la clasificación”, decía Emerson sobre Amarilla, al volver de vestuarios para el inicio de la segunda etapa.

La segunda acción polémica ocurrió a los 23 minutos, cuando Romarinho convirtió el que sería el primer gol del partido y a favor de Corinthians, pero que fue erróneamente anulado por Aquino, quien sancionó posición adelantada del brasileño. Sin embargo, este estaba un cuerpo por delante por detrás de su marcador. Los periodistas brasileños que estaban en el estadio expresaron incluso que el asistente levantó el banderín mucho antes de que terminara la jugada.

Estas acciones condicionaron el partido, más aún cuando llegó el tanto de Juan Román Riquelme que obligaba al campeón de América a hacer tres goles más, pero el Timão solo pudo convertir uno.

Cuando partió el pase de Emerson, Romarinho estaba habilitado por un cuerpo.Foto: Montaje SporTV/Globoesporte.com

El cinismo de Tite. Tras el partido, mientras los argentinos celebraban en el campo y los brasileños se desplomaban lamentando la eliminación, el entrenador Tite -que antes conversó con Riquelme- se dirigió hacia los árbitros, que en ese momento ya estaban custodiados por la policía.

El mundo vio que el DT del Corinthians pasó la mano a Amarilla, sacudiéndola fuertemente en dos oportunidades, pero nadie más que los que estaban en el centro del campo sabía lo que le dijo al paraguayo. Porque, claro está, Tite le dijo algo al veterano árbitro paraguayo.

En conferencia de prensa, el brasileño aclaró las dudas con absoluta sinceridad. “Fue la primera vez en mi vida que fui cínico, muy cínico. Fui hasta el árbitro y le dije: Felicidades. Lo miré a él, al asistente, le saludé dos veces. Fui muy cínico, falso, saqué mi lado podrido y falso para afuera. Apreté dos veces su mano, apreté fuerte”, confesó Tite.

El brasileño agregó que “no” le “gustaría nunca más tenerlo como árbitro”. “Mis ojos observan detalles”, señaló, para luego referirse a las principales acciones que acabaron perjudicando a su equipo.

“Voy a ser directo. Fue penal, el gol de Romarinho fue legal, el otro gol no voy a evaluar. Solo espero eliminar una variable de esa en mis partidos”, comentó, para luego advertir: “Espero nunca más tener a Amarilla frente a mí”.

Publicidad

Si usted comenta utilizando una cuenta de Facebook, la información de su perfil (trabajo/empleador/localidad) puede ser visible en su comentario dependiendo de sus ajustes de privacidad. Si la casilla "Publicar en Facebook" ("Post to Facebook" en inglés) se encuentra seleccionada, su comentario será publicado en su perfil de Facebook en adición a Paraguay.com

Comentarios

1 comentario
1.
Xq no le reventaste Tité. El pueblo paraguayo te iba a agradecer y te hubieramos declarado ciudadano ilustre....

Deje aquí su comentario

Publicidad

Webs amigas

También podría interesarle:

Serena arrolla a Cibulkova y accede a cuartos

Leer más